Muebles Rusticos

Muebles RusticosMuebles Rusticos

Los detalles, accesorios, materiales o muebles rusticos pueden transmitir una sensación de rusticidad a una cocina, el mobiliario, por sí solo, puede crear un ambiente de este estilo, tanto en el campo como en la ciudad.

Muebles Rusticos antiguos

En una decoracion rustica los muebles están menos cuidados que en otras habitaciones, es mejor utilizar sólo aquellos que no tienen demasiado valor. Es mejor emplear solamente puertas u otros elementos interesantes para incorporarlos a estructuras empotradas y según una modalidad más adaptada a la vida de hoy.

Metodos de conservacion

Se conservarán: estantes, escurridores, y puertas de arcones, así como los anaqueles, alcuceros, tableros de mesa desgastados en los que se puedan preparar las comidas, los arcones y artesas de pan, cuidando y repasando su interior con fin de habilitarlo para guardar los utensilios de cocina modernos. En general estos muebles antiguos suelen estar bastante deteriorados, en ocasiones es conveniente restaurarlos.

Bastará con hallar algunos accesorios originales o poco comunes, para darle a la cocina con muebles rusticos cierto aire serio y más confortable.

Se podrán encontrar en algún desván, en los supermercados o en cualquier establecimiento que vendan cosas antiguas. También se puede aprovechar algún viaje por el extranjero, que dar á lugar a adquirir elemento poco frecuente en nuestro país.

Por último, no hay que olvidar los ramilletes: flores campestres, ramas, así como hortalizas, legumbres y frutos, todos ellos muy decorativos.

Objetos que se pueden encontrar en el desván

– Antiguos asadores: bastar quitarles la herrumbre y engrasarlos para que puedan volver a utilizarse. Si se quieren emplear sólo como elementos decorativos, cabe barnizarlos con un producto de pulimento para metales.

– Los moldes de cobre o de hierro estañado. Se pueden barnizar y colgarlos de la pared, o colocarlos en estanterías de una cocina con muebles rusticos.

– Las cestas y canastas: se lavarán y se barnizarán o pintarán de color vivo, con una pintura en spray.

– Los objetos de estaño: no se deben limpiar demasiado, pues conviene dejarlos así. Simplemente, se lavarán con agua y jabón.

– Los objetos de madera: cucharas, escudillas, medidas. Lávense y acéitense, o recúbranse con cera.

– Las, botellas antiguas, de vidrio verde, las bombonas de garrafa con o sin protección de mimbre o caña, los bocales para caramelos, modernos o antiguos, que decorarán las estanterías.

– Las lámparas antiguas: de brazo para iluminar el tablero de trabajo, o de techo para dar luz a toda la cocina, linternas, etc.

No hay que olvidar a demás de los muebles rusticos: las botellas de agua de sifones con protección de trenzado de mimbre o de metal, las antiguas cafeteras, los molinos de café de todos los estilos, las balanzas de todo tipo, los objetos esmaltados, siempre que no estén en muy mal estado y que los motivos decorativos valgan la pena de ser conservados, los botes de gres, todos los recipientes de loza, los ladrillos y baldosas de loza antigua, que pueden constituir excelentes bandejas o bases para dejar los alimentos que se preparan, los porta botellas antiguos empleados en las bodegas y muchas cosas más.

En las casas de regalo o supermercados

– Toda clase de gres moderno, así como numerosos recipientes de loza decorada.

– Copas, cucharas y espátulas de madera de boj.

– Recipientes pintados o envases de cartón de color.

– Cuencos para pastas y salsas.

– Todo tipo de trapos de fantasía.

– Potes, para especias, tanto de vidrio como de tierra, con o sin soportes de madera.

– Grabados con temas de naturalezas muertas. Barnizados, para que resistan el agua.

– Artículos diversos, de madera decorada o pirograbada.

– Toda clase de artículos de cestería.

– Casilleros para botellas que se puedan plegar o encajar.

La batería y vajilla con decoracion rustica

No hay que vacilar en la búsqueda de accesorios y objetos un poco viejos o pasados de moda. Algunos sólo conservan del pasado el estilo, ya que están concebidos como objetos prácticos de hoy:- Ollas de loza, de hierro esmaltado o de acero inoxidable.

– Sartenes y paellas de hierro negro o de acero inoxidable.

– Platos para horno de loza, porcelana decorada, cristal templado o metal esmaltado.

– Cazuelas, calderas, tostadores de castañas o decafé .

– Tarros de todas clases de gres, de porcelana decorada o cerámica.

– Marmitas de hierro esmaltado de inspiración nacional o extranjera.

Para cocer, asar y guisar

En una cocina con muebles rusticos pueden colocar hornos empotrados y placas de calentamiento. Se podrán emplear aparatos sueltos especiales para asar, tostar, soasar. Pueden instalarse barbacoas en los hornillos antiguos o portátiles.

Se dispondrán servicios para hacer fondues. No deben olvidarse las tablas de trinchar, gruesas y de madera dura, con su juego de cuchillos, así como las placas para amasar, sean sueltas o incorporadas al tablero de trabajo.

A destacar:

– Un ladrillo hueco, en cuyas oquedades podrán colocarse las cucharas de boj y los cuchillos.

– Unos colgadores de madera para colocar los trapos o las cacerolas.

– Unos grandes bocales llenos de frutas confitadas, que además de decorativas son muy ricas.

– Los libros con recetas prácticas. Con cubiertas decorativas y plastificadas.

– Unos colgadores de madera para colocar los trapos o las cacerolas.

– Botes de vidrio con hierbas para tisanas.

– Un pequeño tonel de vendimiador con un ramillete de hierbas aromáticas.

– Multitud de hierbas variadas en un gran tarro de gres.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.